¿Es conveniente contratar un seguro de transporte?

Aura Ruano comenta lo siguiente:

¿Si envías tu mercancía sin contratar un seguro de transporte está cubierto en caso de que algo suceda? La respuesta es no. Por norma general, cuando se contrata un transporte a través de un servicio de mensajería, un agente de carga o una empresa de transportes, la carga no está totalmente cubierta en caso de que le suceda algo durante el envío. Contratar un seguro de transporte adicional para que los artículos enviados queden completamente cubiertos.

Para estar seguro lo que debo hacer es leer el acuerdo de Términos y Servicios de la compañía con la que voy a transportar mi mercancía.

Seguro de transporte: pros y contras

Una de las cuestiones a tener en cuenta a la hora de decidir si se va a contratar un seguro adicional es si la carga tiene un valor muy alto en relación con su peso. En caso de que no tenga gran valor, se debe estudiar si nos sale a cuenta imputar este gasto. Es decir, no es lo mismo mandar televisiones que botellas de agua; la tipología de producto condiciona la contratación del seguro.

Evidentemente el seguro condiciona siempre el precio final. Si el agente de flote, en el caso de transporte marítimo, no tiene que pagar los costes del seguro, evidentemente, no repercutirá en el coste y éste podrá ser más bajo, y más todavía en el caso del barco. Pero si éste tiene que pagar el seguro o, lo que, es más, rendir cuentas por todos los daños y pérdidas de la mercancía, tendría que aumentar el precio significativamente.

El riesgo de daño o pérdida de la mercancía no coincide con el beneficio si la empresa encargada tiene que asumir la plena responsabilidad. Además, nos encontramos con otros casos. En más de una ocasión un contenedor que contiene materias primas se retrasa y ello implica que las fábricas tengan que detener, de forma temporal, la producción. Si las empresas de transporte fuesen las responsables estas consecuencias y sus costos indirectos, el riesgo y el coste sería todavía mayor. Nos atrevemos a decir que prácticamente inasumible.

Todo lo expuesto no tiene que entenderse como que el agente de carga no tiene ninguna responsabilidad. La tiene, pero ésta está limitada según las convenciones internacionales. La ‘Limitación de responsabilidad’, que es como se conoce, depende de si se opta por transporte aéreo, transporte marítimo o transporte por carretera. Esta responsabilidad implica que, en caso de deterioro o pérdida durante el transporte, se recibirá, en la gran mayoría de los casos, una compensación. Pero esta no es equiparable al valor real de los bienes.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×